Entre sirenas y aplausos, despidieron a un policía y un gendarme

0
84

Tristeza y dolor. Se tratan de  suboficial Principal José Luis Mendoza y del sargento Cesar Atilio Fernández.

Un día triste y de luto para las fuerzas de seguridad pública. Un policía y un gendarme, que se habían contagiado de coronavirus, murieron en las últimas horas y sus compañeros los despidieron con sirenas y aplausos, en emotivos actos cargados de profundo pensar por los fallecimientos.

Según contaron sus compañeros, Fernández había mostrado una mejoría y se esperaba el alta para el jueves o viernes último. No obstante, su estado empeoró. “Desde el hospital buscar una clínica con una terapia intensiva de mayor complejidad y no consiguieron. Lamentablemente falleció”, contaron.

Los restos de Fernández fueron trasladados hasta un cementerio en General Güemes para su cremación. “Vinimos hasta aquí para despedirlo, ya que no hubo velorio”, contó un gendarme.

Fernández pertenecía al Escuadrón 45 Salta, que también está ubicado en Chachapoyas.

Dejanos tu comentario