Entidades del campo hablan de «traición» por la inminente suba de retenciones

0
14

Los ruralistas también advirtieron que no tolerarán «engaños» ni «dilaciones» y que aguardan «la racionalidad de quienes gobiernan, para no caer en situaciones ya transitadas y que oscurecen el futuro económico del país».

Tras la decisión del Gobierno de cerrar el registro para exportar productos agrícolas como paso previo a una suba de retenciones, las entidades ruralistas hablaron de «traición» por parte del Ejecutivo y aseguraron que la medida «profundizará» las dificultades en el sector.

El cierre del Registro de Declaraciones Juradas de Ventas al Exterior de productos agrícolas fue interpretado como la antesala de un aumento de las retenciones a la soja que pasarían de 30 a 33%, en un anuncio que podría realizarse el domingo.

Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) calificó de «una nueva traición» la medida comunicada por la Secretaría de Mercados Agropecuarios y en vísperas de una reunión entre los referentes de la Mesa de Enlace de Entidades Agropecurias y el ministro de Agricultura, Luis Basterra.

«Siempre hemos asistido a reunirnos con el Gobierno Nacional, en el marco de la buena fe, la intención dialoguista, el fundamento de cada posición y la voluntad solidaria en el marco de lo razonable», sostuvo la cámara que dirige Jorge Chemes.

Los ruralistas también advirtieron que no tolerarán «engaños» ni «dilaciones» y que aguardan «la racionalidad de quienes gobiernan, para no caer en situaciones ya transitadas y que oscurecen el futuro económico del país».

Federación Agraria Argentina (FAA) que conduce el mendocino Carlos Achetoni consignó en un mensaje que la situación «genera mucha preocupación» en el seno de la entidad.

Alertó que las «dificultades que atraviesan los pequeños y medianos productores de todo el país, se profundizarían si se siguen tomando medidas contra el sector».

«Hoy nos sorprenden con el cierre del registro de exportaciones, que es y ha sido siempre la antesala de situaciones complicadas para los productores agropecuarios», añadió.

Mientras que la Regional Buenos Aires de la asociación cooperativista Coninagro que representa a productores bonaerenses y de La Pampa alertó que se está «matando a la ruralidad».

«Frente al anuncio del cierre de los Registros de Exportación, los productores de Coninagro Buenos Aires y La Pampa rechazan los derechos de exportación y cualquier incremento sobre los existentes», agregó la entidad.

Además, señaló que «con esta medida se está matando al campo. Por mirar la coyuntura nos olvidamos del futuro».

El analista y productor Néstor Roulet calculó que si el aumento de las retenciones se realizara al complejo sojero, al estado recaudaría 513 millones de dólares extras y el sector dejaría de percibir por las retenciones y subsidios al mercado interno 563 millones de dólares.

Dejanos tu comentario